Los caballos manchados existen desde hace milenios. Los arqueólogos han encontrado numerosas imágenes de ellos representadas en pinturas rupestres prehistóricas en todo el mundo antiguo. Una de estas razas de caballos manchados, la Appaloosa, ha cautivado los corazones de los amantes de los caballos durante siglos, con su encantadora disposición, su aspecto llamativo y su adaptabilidad a una amplia gama de usos y situaciones. Sin embargo, la raza ha enfrentado desafíos a su propia existencia debido al desplazamiento y dispersión de los nativos americanos que la desarrollaron. Sin embargo, los criadores han luchado para preservar la querida raza, y el Appaloosa Horse Club -el registro internacional de razas– fue fundado en 1938. Desde entonces, la raza se ha hecho popular en toda Norteamérica y Europa.

 

Historia y Origen del Caballo Appaloosa

La raza Appaloosa fue desarrollada por la tribu Nez Perce del noroeste de los EE.UU., que observó estrictas prácticas de cría para crear un caballo que fuera colorido, manejable e inteligente. El nombre de la raza probablemente se relaciona con el lugar donde el Nez Perce fue criado y atesoró los inconfundibles caballos: la zona del río Palouse. Los caballos de colores llamativos se llamaban «Palouse River Horses», que con el tiempo se convirtieron en «Appaloosas».

Los orígenes de la ganadería de los Nez Perces se remontan a los caballos españoles introducidos en América en el siglo XVI. Desafortunadamente, la raza casi se perdió a finales de la década de 1870, cuando el gobierno de los EE.UU. estaba tratando de apoderarse del territorio de los Nez Perces. Los miembros de la tribu intentaron escapar por la frontera canadiense mientras defendían sus posesiones. Al no encontrar refugio en Canadá, se vieron obligados a rendirse. Sus pertenencias fueron confiscadas, y sus caballos fueron llevados o sacrificados.

Durante los años de la Depresión, el interés en la raza creció una vez más, y los pocos caballos sobrevivientes fueron utilizados para crear la base de la raza. El Appaloosa Horse Club fue creado en 1938 y ha presidido el resurgimiento de la raza en los años siguientes, durante los cuales el Appaloosa Horse se ha convertido en el tercer registro de razas de caballos más grande del mundo.

Tipo de cuerpo

No existe un estándar de raza firme para el tipo de cuerpo, y hay una amplia variación entre las razas. Frecuentemente cruzados con el caballo Cuarto de Milla, muchos caballos Appaloosa son de tipo vacuno fornido, mientras que otros son más picantes y primitivos.

 

Vida de los Caballos Appaloosa

tipos-de-caballosEl caballo Appaloosa suele tener entre 14,2 y 15 manos de altura. El peso promedio oscila entre 950 y 1,200 libras.

Sanos, adaptable y resistentes, la raza tiene una vida media de unos 30 años. Las appaloosas gozan de buena salud general y no son propensas a la cojera. No requieren mucho cuidado especial, pero algunas precauciones ayudan a mantener este caballo lo más saludable posible. Por ejemplo, las áreas expuestas de piel clara (especialmente en el hocico) deben protegerse de las quemaduras solares con un bloqueador solar equino. Sus ojos tienden a llorar, por lo que una máscara contra las moscas puede ayudar a mantener a las moscas alejadas de la zona. Además, son un poco más propensos a la uveítis equina recurrente que la mayoría de las otras razas. Esta es una infección del tracto uveal del ojo, que causa hinchazón, enrojecimiento y estrabismo, y puede resultar en daño eventual a la retina si no se trata.

Las appaloosas que portan el gen responsable de ciertos patrones a veces nacen con ceguera nocturna estacionaria congénita (CSNB). Afligidos al nacer, estos caballos carecen de visión nocturna. Un oftalmólogo veterinario puede realizar un electrorretinograma (ERG) para verificar si un caballo tiene la afección.

Usos

El Appaloosa moderno es un caballo versátil en todos los sentidos, utilizado para paseos de placer y de larga distancia, eventos de ganado de trabajo y rodeo, carreras y muchos otros deportes de equitación occidentales e ingleses. Los Nez Perce los usaban para el transporte, la caza y la batalla. Se trata de un caballo amable y gentil cuya lealtad lo convierte en un compañero especialmente gratificante y agradable.

Color y Marcas

El color base de los Appaloosa puede ser rojo, azul, gris, palomino, castaño, cremelo/perlino,pardo, negro o marrón. Los colores y patrones faciales incluyen la calvicie, el resplandor, el corte, la raya y la estrella. En las piernas, puede encontrar anguila, cuartilla, tobillo, mitad de la cola, corona, medias, mitad de la media y marcas de rayos.

La piel de la Appaloosa es moteada, con manchas blancas y oscuras de pigmentación que dan la apariencia de manchas. Estas marcas se producen en todo el cuerpo en unos pocos patrones distintos, dependiendo de la composición genética del caballo. El registro reconoce varios patrones de capa diferentes:

  • Patrón de manta: Las caderas son todas blancas, o están manchadas de manchas blancas u oscuras.
  • Patrón de leopardo: El cuerpo es principalmente blanco, con manchas oscuras de leopardo.
  • Copo de nieve: El cuerpo es oscuro con manchas blancas, especialmente sobre los muslos.
  • Marmolizado: Los cabellos blancos y oscuros se mezclan para crear una apariencia moteada. Los pelos blancos como la escarcha crean motas en todo el pelaje de color oscuro.
  • Los caballos Appaloosa de color sólido pueden estar «registrados en el apéndice» porque pueden portar el gen de un patrón de pelo pero no exhibir ese patrón en particular por sí mismos.
  • Las crines y colas de la mayoría de las Appaloosas son muy escasas. Las zonas del cuerpo de pelo fino, como el hocico, están moteadas, y en las cabezas suelen tener rayas blancas y oscuras.

 

frutas-que-pueden-comer-los-caballos

Características únicas del Caballo Appaloosa

El Appaloosa es conocido por su llamativo pelaje, por supuesto, al que también se le llama «Particolor». La robustez y la agilidad son rasgos especialmente valorados, junto con una naturaleza excepcionalmente fiel y un comportamiento suave.

El rayado de sus cabezas es inusual entre las razas. Este corre verticalmente, con un patrón distinto y alternado de luz y oscuridad.

Las combinaciones potenciales de color de base, manchas, crines, cola, y color de pezuñas y patrones son virtualmente ilimitadas, dando a cada Appaloosa una apariencia distinta a cualquier otra.

La esclerótica de Appaloosa -la parte blanca del ojo que rodea el iris- es visible, una característica que no se ve en otras razas de caballos.

¿Es el Caballo Appaloosa adecuado para ti?

Esta raza suave es una buena opción para los jinetes principiantes y para cualquiera que desee un compañero dedicado. Es un caballo de bajo mantenimiento que es tan feliz en salud en un establo o establo como en un pasto.

 

Más Razas de Caballos

Si le ha gustado aprender sobre los Appaloosa, no deje de visitar estas razas: