La pancreatitis afecta un órgano interno llamado páncreas. Esta afección puede afectar a personas, perros e incluso gatos y no sólo es dolorosa, sino que puede ser potencialmente mortal. Todavía hay mucho que no sabemos sobre esta enfermedad en los gatos, pero afortunadamente, la base de conocimientos de la comunidad veterinaria ha crecido con los años, así que hay cosas que podemos hacer para ayudar a prevenir y tratar esta enfermedad.

 

¿Qué es la Pancreatitis?

 Es una condición o enfermedad del páncreas que literalmente significa inflamación del páncreas. Esta inflamación conduce a una variedad de problemas que en última instancia causan dolor y problemas digestivos en los gatos.

El páncreas se encuentra en la cavidad abdominal del cuerpo de un gato junto a su estómago. Es un órgano delgado, largo y de color rosado. Normalmente ayuda en el proceso digestivo produciendo varias enzimas y hormonas que ayudan a regular la insulina. Si un gato tiene pancreatitis, estas funciones pueden verse afectadas y también pueden producirse problemas secundarios. Los problemas secundarios comunes incluyen problemas con la vesícula biliar, el hígado y los intestinos, debido a la proximidad cercana de estos órganos al páncreas.

Típicamente, esta enfermedad se conoce como aguda o crónica, la aguda significa que ocurre rápidamente y dura días o meses y la crónica ha llegado a durar hasta años. Los gatos típicamente experimentan pancreatitis aguda y esta inflamación causa problemas con las funciones regulares del páncreas. Los gatos que experimentan la aguda también tendrán brotes regulares de pancreatitis, que luego se pueden volver crónicas.

 

Síntomas de Pancreatitis en Gatos

 

pancreatitis-en-gatosEn los gatos, esta enfermedad puede causar una variedad de síntomas.

Dolor Abdominal 

Si su gato tiene dolor abdominal, puede gritar, silbar o tratar de escapar si usted trata de levantarlo también puede tener dificultades para ponerse cómodo cuando está acostado. Su veterinario también puede sentir si su gato se pone tenso si hay una mancha sensible o dolorosa cuando está tocando el vientre de su gato.

Vómitos

Un gato puede vomitar por varias razones y la pancreatitis no es una excepción. El vómito puede ocurrir debido al dolor abdominal o a problemas digestivos secundarios a la misma.

Pérdida de Peso

Los gatos con pancreatitis suelen perder peso debido a otros síntomas, como vómitos, diarrea y anorexia.

Letargo

Al igual que cuando no nos sentimos bien y no estamos muy activos, un gato con pancreatitis a menudo se encontrará mas desactivado que lo normal.

Diarrea

Puesto a que esta enfermedad afecta al páncreas y el páncreas juega un papel importante en la digestión, los gatos con pancreatitis a menudo experimentan diarrea.

Deshidratación

Si un gato con pancreatitis está decaído, es posible que no quiera beber mucha agua y también tenga diarrea. La combinación de estas dos cosas puede llevar rápidamente a la deshidratación.

Fiebre

Si hay inflamación en el páncreas, un gato a menudo tendrá una temperatura corporal elevada.

Anorexia

Un gato que no se siente bien, tiene dolor abdominal y está vomitando generalmente no quiere comer mucho.

Muerte

Esta es, por supuesto, una respuesta extrema a la pancreatitis, pero si un ataque agudo de pancreatitis es lo suficientemente grave, puede ser mortal para un gato.

 

pancreatitis-crónica-en-felinos

Causas de la Pancreatitis en Gatos

Sorprendentemente, se sabe muy poco sobre esta enfermedad en los gatos. En otras especies, la misma ocurre cuando las enzimas digestivas (amilasa, lipasa, proteasa, etc.) que produce el páncreas se activan prematuramente. Estas enzimas generalmente se activan en el intestino delgado después de que salen del páncreas a través del conducto pancreático, pero con la pancreatitis, estas poderosas enzimas digestivas se activan en el páncreas antes de lo que deberían. Esto lleva a que el páncreas en sí mismo sea digerido, en lugar de los alimentos en el intestino delgado, y causa inflamación, así como los otros síntomas. También puede ocurrir un traumatismo físico en el páncreas. En los gatos, sin embargo, no se conoce una causa definitiva de pancreatitis.

 

Diagnóstico

Además de los síntomas físicos, la pancreatitis en los gatos también se diagnostica con la ayuda de análisis de sangre. Por lo general, se realizan el conteo de glóbulos blancos, el conteo de glóbulos rojos, pruebas de la función de los órganos y una prueba específica llamada prueba de inmunorreactividad de la lipasa pancreática felina (FPLI, por sus siglas en inglés). Las radiografías y el ultrasonido también pueden ser recomendados por su veterinario.

Puede ser difícil diagnosticar una forma leve de pancreatitis en un gato. Se cree que muchos gatos con pancreatitis crónica a menudo no son diagnosticados debido a esta dificultad.

 

Tratamiento

cuidados-naturales-para-perros-y-gatosEl tratamiento veterinario es necesario si un gato tiene una pancreatitis aguda. A fin de permitir que el páncreas descanse y sane, será necesario suspender los alimentos orales, por lo que será necesario iniciar la terapia intravenosa. También se administrarán antibióticos y analgésicos junto con otros medicamentos para tratar los síntomas específicos de su gato. La mayoría de los gatos serán hospitalizados durante varios días mientras se les administran estos tratamientos. La comida oral se volverá a introducir lentamente a medida que su gato empiece a sentirse mejor y los síntomas de la pancreatitis se resuelvan.

Si su gato tiene una pancreatitis crónica, puede experimentar brotes de síntomas que pueden ser lo suficientemente graves como para requerir intervención veterinaria. Estos brotes también pueden requerir atención sintomática en el hogar, como el control de los vómitos, el uso de jeringuillas y la administración de medicamentos orales.

 

¿Es Contagiosa la Pancreatitis?

Aunque nadie sabe exactamente por qué ocurre la pancreatitis, sí sabemos que la pancreatitis no es una enfermedad contagiosa. Esto no es algo que usted necesite preocuparse por otra mascota o por usted mismo contrayéndose.

 

¿Cómo Prevenir la Pancreatitis en Gatos?

La pancreatitis es una enfermedad dolorosa y dañina, así que si hay cosas que pueden disminuir las posibilidades de que ocurra en su gato, es una buena idea seguir esas instrucciones. Puesto que nadie sabe cuál es la causa exacta de la pancreatitis, su veterinario será la persona más indicada para sugerirle lo que su gato necesita para disminuir la probabilidad de pancreatitis. Pueden sugerir una dieta específica o un suplemento que haya demostrado que apoya la salud pancreática en los gatos o que mantiene a su gato en un peso corporal ideal.

Sin embargo, los brotes de pancreatitis crónica, a diferencia de la pancreatitis aguda, son algo que usted debe ser capaz de manejar y controlar. Esté atento a cualquier signo de cambios en la ingesta de alimentos, la actividad y las deposiciones si su gato ha sido previamente diagnosticado con pancreatitis. Si su gato empieza a vomitar o a mostrar molestias abdominales, debe ponerse en contacto con su veterinario inmediatamente para evitar complicaciones adicionales de la diabetes mellitus y de la insuficiencia pancreática exocrina. Ambas enfermedades pueden ser causadas por pancreatitis crónica e incontrolada en los gatos debido al daño hecho al páncreas.